jueves, 5 de septiembre de 2013

¿Te gusta conducir? Carreteras míticas australianas (parte II)



3. “La carretera del Centro Rojo”, Territorio del Norte:

Esta carretera extraordinaria, con un recorrido de unos 680 kilómetros, atraviesa el Centro Rojo australiano, bordeando lugares míticos como Uluru, la roca sagrada de los aborígenes australianos, los promontorios rocosos de Kata Tjuta (Las Olgas), la garganta de Glen Helen, el maravilloso Cañón del Rey (Kings Canyon) o la cordillera West McDonnell. Se la conoce también con el sobrenombre de autopista del “outback”, el interior remoto y semi-árido del contiente australiano . Los atardeceres aquí son sencillamente extraordinarios. Un regalo maravilloso de la naturaleza, totalmente gratuito, para los amantes de los road trips en estado puro. El circuito es conocido en Australia con el nombre de “Red Center Way”.



2. La Ruta del Explorador: 

Más que una ruta, se trata de una experiencia única. Un recorrido mítico fuera de todo cliché o estereotipo. La ruta del explorador cruza el país desde el Sur hasta Norte, desde el Outback de Australia Meridional y el Centro Rojo hasta el norte tropical en Darwin. Abarca un recorrido de unos 3.200 kilómetros de distancia, lo que la convierte en una de las más extensas del mundo. Desde aquí descubriremos algunos de los paisajes más bellos e impactantes de Australia. 

Este itinerario sobrepasa con creces muchos de los aspectos que un visitante extranjero desea descubrir en un viaje a Australia: flora y fauna únicas, cultura y espiritualidad aborigen, espectaculares formaciones rocosas, Outback infinito, tierras tropicales y, por supuesto, grandes personajes australianos. 

La ruta del explorador sigue el itinerario trazado por John McDouall Stuart, uno de los exploradores más famosos de Australia. Atraviesa el país desde Adelaida, capital del sureño estado de Australia Meridional, hasta Darwin, en el extremo norte del país. Aquí, además del GPS, necesitaremos un buen 4x4, mucha paciencia y grandes cantidades de víveres, por si acaso.

1. La Gran Carretera del Océano:

La Reina, con mayúsculas, de las rutas australianas, la Gran Carretera del Océano (Great Ocean Road), es una ruta mítica, histórica y casi, me atrevo a decir, castiza. Si es que los puristas del lenguaje me autorizan a utilizar este adjetivo. La ruta serpentea a lo largo de 240 kilómetros, uniendo los pueblos de Torquay y Warrnambool, en el sureño estado de Victoria. Bordea una de las franjas costeras más bellas del mundo: desde aquí podremos contemplar atónitos, entre otros lugares, los Doce Apóstoles, promontorios rocosos que surgen con fuerza sobre las violentas olas del Océano Austral, el desfiladero de Loch Ard o el Puente de Londres.

La carretera, una impresionante obra de ingeniería para la época, se construyó como homenaje al final de la primera Guerra Mundial, lo que la convierte en el monumento conmemorativo más extenso y hermoso del mundo.




















No hay comentarios:

Publicar un comentario